martes, abril 08, 2008

Opre Rroma


Hoy es el Día Internacional del Pueblo Gitano, uno de los más estigmatizados y con los que más prejuicios mantenemos la mayoría de personas vascas y españolas. Nos perdemos probablemente una cultura rica y unos valores devaluados en el modo de vida occidental.

Sería hipócrita negar que en mí también han calado esos prejuicios y aparentar que he intentado conocer su realidad para desmontar los estereotipos. No es así, pero soy consciente de ello y me gustaría cambiarlo. Espero que también sea vuestro caso. Os pego el comunicado de la asociación vasca Kale Dor Kayiko:

Los GITANOS y GITANAS de Euskadi en la celebración de nuestro Día Internacional, puesta la confianza en que la Convivencia entre las diferentes culturas es algo posible y procurando el camino del entendimiento y trabajo conjunto por la mejora de la calidad de vida de nuestro Pueblo en el mundo, deseamos MANIFESTAR:

1.‐ Nuestro orgullo de de ser gitanos y gitanas y de haber colaborado durante siglos en la vertebración cultural tanto de Bilbao y del País Vasco, como del resto del Estado.

2.‐ Nuestro deseo de sumarnos a las acciones institucionales y diferentes
manifestaciones culturales que, en el marco de este día, se realizan en casi todos los países del mundo y solidarizarnos con la situación que, en algunos países cercanos sufren nuestros hermanos y hermanas gitanas.

3.‐ La necesidad de contemplar las siguientes reivindicaciones históricas:
• Reconocer el derecho al mantenimiento de la propia identidad gitana,
garantizándose los medios necesarios para la consecución de una igualdad
sustancial y solidaria con el resto de los pueblos existentes en nuestro país, ante
el hecho que el pueblo gitano forma parte indisoluble del mismo.
• El reconocimiento de la Bandera gitana formada por dos franjas horizontales, la
de arriba azul y la de abajo verde y la rueda de Ashok (de 16 radios) roja, en el
centro. Dicha bandera deberá situarse junto a las banderas reconocidas en
cuantos actos se efectúen relacionados con el pueblo gitano.
• El reconocimiento del Rromanes, Romanó o Romaní como uno más de los
idiomas existentes en el Estado, siendo el mismo un patrimonio común de toda
la sociedad y garantizar su recuperación, conocimiento y divulgación.
• Habiéndose creado y aprobado en el Parlamento Vasco el 16 de Noviembre de
2004 el Consejo Gitano del País Vasco, apoyarle y dotarle con los medios
adecuados para equilibrar la situación de desigualdad histórica en que se
encuentra nuestro pueblo.

Los GITANOS Y GITANAS del País Vasco queremos especialmente en este día recordar
y acompañar en el sentimiento a los padres de MARI LUZ CORTES: Juan José e Irene,
a la vez que reconocer el ejemplo de templanza y educación que han dado en una situación tan dramática de dolor y desesperanza, poniendo muy alto los valores gitanos que nos han enseñado ancestralmente y que tan poco se reconocen por la sociedad, desterrando con su loable y plausible actitud todo estereotipo que se nos pretende atribuir cuando casos asi se tratan y cuyos protagonistas son familias gitanas.

Para nosotros y nosotras es un orgullo formar parte de un País diverso y Solidario donde quepamos todos y todas y donde el reconocimiento de los derechos individuales y colectivos sirva para afianzarnos en una Europa de Libertad y de Progreso.


OPRE RROMA,
SASTIPEN, BAXT THAJ MESTIPEN

Eutsi Goiari Ijitoak
Osasuna, Zorte on eta Askatasuna

Ánimo Gitanos y Gitanas
Salud, Suerte y Libertad

14 comentarios:

Itsaso dijo...

Al lado de mi oficina vive una familia de gitanos. Se nos han colado ya un par de veces en el interior, y da que pensar, el que se te cuele una cria venga gritar a ver si vamos a llamar a la policia, o que te habran la puerta y no se vayan...

Proximamente tendremos la puerta cerrada con llave, fiate...

Max Webos dijo...

A lo que yo no encuentro ningún sentido es a la reclamación de su bandera y de la oficialidad del romaní...¿Para qué? ¿En qué iba a mejorar su situación?
En cuanto al mantenimiento de su cultura y tradiciones, no creo que nadie se lo niegue (que yo sepa, la familia extensa, su estructura de clanes, formas de vivencia de la religión y de expresión artística son respetadas).
Siempre he creído que si bien es cierto que los payos somos prejuiciosos respecto a ellos, también los gitanos deberían hacer cierto análisis de conciencia sobre la forma de verse a sí mismos y de veernos a los demás.

entrenomadas dijo...

Lo peor es tener prejuicios, y sufrirlos es asqueroso.
No se me ocurre decirlo de otra manera.

Necesario post.

Un beso,
M

Anónimo dijo...

Todos nos creeemos que no tenemos prejuicios, pero cuando algo nos pasa directamente cambiamos de opinión en muchos casos. Lo bonito es decir que no hay que tener perjuicios ytal, pero luego lo cumplimos????

si una hija nuestra se casara con un gitano pobre y algo peligroso, como reaccionariamos ????

Yo conozco gitanos majos, pro supuesto, pero hay más que no lo son. NO se quieren integrar muchos de ellos. Y he visto situaciones muy desagradables con ellos.

Decir la verdad, no es tener perjuicios.

un abrazo.

Cristina dijo...

Tema espinoso donde los haya. Mis experiencias con ellos son en su mayoría negativas pero es una pena pensar que todos son iguales. En fin, ahora no tengo tiempo de extenderme pero seguiré con el tema en cuanto pueda. Un abrazo

Ritxar dijo...

Buena definición del racismo: generalizar a todo un colectivo de personas estereotipos basados en motivos raciales, negando por tanto la individualidad que tanto apreciamos para nosotros y nosotras... Me ha impresionado, me ha entristecido.

¡Ánimo June!

June Fernández dijo...

Ritxar ha dado en el clavo. A mí también me apenan esos comentarios. Es pobre y limitador elaborar teorías sobre todo un pueblo diverso a partir de una o varias experiencias puntuales. Todavía no sé qué es integrar. Como me dijo ayer Aitziber, la clave es convivir. Porque ¿quién tiene que integrarse en qué sociedad? ¿Por qué tienen que integrarse ellos? ¿Porque son minoría?

Aitziber me dice, y comparto, que ese es el argumento más fascista que existe. Convivir con unas mínimas reglas en común, que no deben ser culturales sino las del respeto a los derechos humanos. Dudo que el pueblo gitano no comparta ese principio.

Creo que su demanda de oficialidad se debe a una cuestión de dignidad, y a la exigencia de un reconocimiento social negado históricamente. Claro que les negamos su cultura, cuando les discriminamos y excluímos porque no se integran; es decir, porque mantienen sus tradiciones en vez de asumir las nuestras (que por cierto, no sé cuáles son. ¿La siesta o el burguer king?)

Gracias, Marta, por tu mensaje antirracista, y Cris por ser consciente de que no hay que generalizar. Por cierto, si la mayoría tenéis experiencias malas, tal vez estaría bien buscar la causa (exclusión, rechazo social, etc.) en vez de limitarnos a estigmatizar a todo un pueblo.

Cristina dijo...

Mi última experiencia fue en el metro cuando una mujer gitana fumaba (sabiendo que está prohibido) y cuando le recriminamos su acción me dijo que me iba a rajar y no sé cuantas cosas más. Le pedí por favor que pensara en el resto de gente que tenía que aguantar el humo y me dijo que eso se lo pasaba por el c...En fin, y como ésta tengo otras muchas experiencias negativas. Por suerte sigo pensando que no toda la gente es igual.

fernando dijo...

Hay que ser sinceros los gitanos tienen más motivos negativos que positivos. SEguro que hay gitanos que no merecen ser metidos en el mismo saco, pero la mayoría no son agradables y es más todos tratamos de evitarlos. ES una realidad. No es racismo, es la verdad.

un abrazo.

NáN dijo...

Es un tema difícil, y muy valiente plantearlo.

Históricamente, en nuestro país, fue un pueblo con un alto porcentaje de nomadismo. Cubrían pequeños trabajos que hacían en los pueblos cuando pasaban por ellos, pero a su paso se echaban en falta algunas gallinas. Es decir, hurtos de pequeño valor.

Pero las cosas han cambiado. Son los reyes de los mercadillos y muchos han hecho dinero. Sus hijos estudian. Otros, malviven y viven en zonas chabolistas. Lo que les ha herido gravemente ha sido la droga: los jóvenes que se dedicaron a ella se sustrajeron a la autoridad de los Patriarcas, por primera vez en su historia: y han creado una cultura violenta (nada de hurto menor) que varios grupos musicales de fama cantaban en temas de éxito.

Por primera vez, gente chunga de verdad. Pero al mismo tiempo, la novedad de gente con estudios, como los que han sacado este manifiesto, con ganas de participar de igual a igual en la sociedad: vemos las dos cosas, pero puede más, como se ha visto en los comentarios, la contemplación de los "chungos". Es la cara y la cruz de los nuevos gitanos.

Supongamos que la vida los pone a cada uno en su sitio, bien diferenciados: los callejeros, que se defienden a las bravas desde las chabolas ante una sociedad que no entienden y no les entiende ni les quiere; y la gente normal, que estudia trabaja y alquila o se compra un piso. Lo que era una diferenciación de raza terminará por diluirse y tendremos un problema policial, por una parte, y el problema de un racismo que sigue viendo mal a la gitana médica, por la otra.

Queda pendiente un problema: tienen sus normas y el deseo de diferenciarse como pueblo. ¿Qué problema hay en eso, si cumplen como ciudadanos? Quedará lejos el tiempo en el que conducían sin carné porque eran analfabetos y no se lo podían sacar: mayoritariamente van a la escuela.

Hay quien puede decir que sus normas son machistas. ¿Pero es que no lo son las de la Iglesia Católica? La diferencia es que sabemos que la mayoría de los católicos lo son de bautizo (hay grupos integristas que las creen y practican: y para peor, están muy cercanos a determinados poderes), mientras que ellos las suelen respetar.

Ese es y será el problema, en el que se basarán los racistas. En realidad no lo es. Nos gustaría que no fueran así, pero tienen su derecho. Tengo amigos católicos y si viviera mucho más los acabaría teniendo gitanos (mi hermano mayor, que ya murió, los tenía, y en su funeral aparecieron todos, llorando y abrazándonos a los familiares).

Nos gustaría que no fueran así (me repito), pero hay que respetarlos. La Ley es la que tiene que intervenir si se cruza alguna línea. Y sabemos con qué frecuencia la cruzan los payos.

carmen moreno dijo...

Creo que los gitanos deben abandonar determinados comportamientos para la total integración. Por ejemplo:
a) Someterse a la Ley a la que todos nos sometemos, seamos o no gitanos.
b) Abandonar el machismo. Que los católicos tengan prácticas absurdas no legitima a nadie, sean gitanos, payos, árabes...
c) Reconocer la existencia y derechos de los homosexuales.

También creo que otros colectivos, véase el católico mencionado arriba, deberían abandonar prácticas que van contra los derechos humanos. Ninguna raza es superior a otra, nadie tiene derecho a exigir al de enfrente si, antes, no somos nosotros los que hemos mejorado.

No creo que los gitanos sean menos que los payos, así que a por la integración de una vez.

NáN dijo...

Lo que quería decir con lo de los católicos es que no se puede exigir a unas minorías que abandonen unas prácticas que no les exigimos a otros minorías más mayoritarias.

Siempre, claro está, que no traten de imponerlas a los de fuera y que no incumplan las leyes.

Porque parece que los "otros" tienen que ser más papistas que el Papa. Pero, por fortuna, nadie tiene derecho a intervenir en los códigos morales de los demás. A lo que no tienen derecho los demás es a actuar en contra de los derechos de otros so pretexto de ningún código moral, social o religioso.

Txus dijo...

Ya sabes lo que opino del tema, la inmensa mayoria de la gente no es xenófoba, homófoba u otros ófobos varios. Simplemente es clasista.
Muchos de los que tienen manía a los gitanos lloraron cuando se murió lola flores, asi que nada de milongas a estas alturas.

Y lo de las leyes... pues lo mismo para todos. Que cumplan las leyes los gitanos, los rumanos, los mariocondes y todos los demás, que ahora viene la declaración de la renta y quien más quien menos...
¿me lo puedes hacer sin iva?

Sheila dijo...

Yo no creo que la gente opine segun su experiencia pura, sino que parten de unos principios a priori y cuando tienen una experiencia la (re)elavoran y la miran a partir de estos.

Así que a mi no me vale esas personas que dicen que a partir de la experiencia con los gitanos, han llegado a una conclusión coherente y lógica. ¿Acaso esa misma experiencia no la han tenido con otros colectivos y no por ello han llegado a esa misma conclusión?